Lunes

marzo 12, 2007

La única forma de evitar la sensación de un ‘lunes’ es haber trabajado el sábado y el domingo. Así, el lunes no te da el bajón. Otra forma de evitarlo es, obviamente, no trabajando el lunes. Pero entonces… ¿qué hacemos con el martes? Si volvieramos a aplicar este razonamiento desde el principio sustituyendo ‘lunes’ por ‘martes’, eso nos llevaría al miércoles. Por recursividad del razonamiento, al final llegamos a la conclusión de que es mejor no trabajar ningún día de la semana. No está mal para ser un lunes, ¿eh?

Audio: “La ramona pechugona” de Fernando Esteso. Que luego algunos se rien de que escucho a Nacho Vegas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: